EL CAPITALINO

EL CAPITALINO
Visita nuestro nuevo sitio

lunes, 12 de julio de 2010

COMISIÓN DE VIGILANCIA SOLICITARÁ A LA CONTRALORÍA GENERAL DEL GDF AUDITAR LA SUPERVÍA PONIENTE

El presidente de la Comisión de Vigilancia de la Contaduría Mayor de Hacienda de la Asamblea Legislativa, Leonel Luna Estrada, solicitará a la Contraloría General del Gobierno del Distrito Federal iniciar una auditoría a la Supervía Poniente desde la elaboración del proyecto, diagnóstico de impacto ambiental, estudio urbano hasta la ejecución de la obra.
Indicó que a unos días de iniciar esta magna construcción, ya existe un proyecto y un estudio de impacto ambiental, por lo que se necesita auditar el proceso de elaboración de éste, por ejemplo. Para ello, afirmó que en breve se realizará formalmente la petición a la Contraloría General local.
Incluso señaló que la auditoría también deberá incluir una investigación sobre el presunto conflicto de intereses en la que habría incurrido Alejandro Nyssenn Ocaranza, director general de Regulación Ambiental de la secretaría del Medio Ambiente local, quien unos días antes de darse a conocer el estudio de impacto ambiental se excusó de participar en su elaboración por tener relación directa con las empresas encargadas del estudio.
Sostuvo que la revisión no sólo se tendrá que realizar en términos de la aplicación de recursos por parte del Gobierno del Distrito Federal, cuando es conocido que esta obra tendrá una inversión de casi 100 por ciento de recursos privados, sin embargo, necesariamente tendrá que haber algún tipo de recurso público destinado a los proyectos, a los programas o a la revisión de la obra.
“Es justamente ahí donde estaremos solicitando a la Contraloría General que realice estas auditorías”, explicó. También se tendrá que revisar el desarrollo de la obra y por supuesto el impacto ambiental y urbano que tenga la misma.

En tanto la Comisión de Vigilancia analizará “si procede” auditar la obra desde la Asamblea Legislativa e incluirla en el Programa General de Auditorías 2009, aunque reconoció que al no haber iniciado la ejecución del proyecto es casi imposible que proceda, no obstante, deberá ser una auditoría obligada para el ejercicio fiscal 2010.
Reiteró su llamado para que en el caso concreto de la Supervía, el Gobierno de la ciudad cumpla con los compromisos pendientes relacionadas con las obras alternas a la construcción, como por ejemplo el reencarpetado de las avenidas Vasco de Quiroga, Centenario, Avenida Tamaulipas y el mejoramiento vial en avenida Tamaulipas.
Otro de los compromisos importantes, dijo, es la aplicación de un peso por cada uno de peaje al mantenimiento de barrancas, para el plan de manejo del Parque La Loma y el rescate de otros espacios públicos en las colonias aledañas a la Supervía, para evitar el rezago, abandono y condiciones infrahumanas de zonas habitacionales, como actualmente ocurren en Avenida de los Poetas.
“Entendemos que la Supervía se requiere en el poniente de la ciudad, pero también es necesario de alguna manera tenga garantizar beneficios adicionales para la población, sobre todo en la zona donde cruzará esta obra”, afirmó.
Está pendiente, aseguró el que la Secretaría de Obras dé a conocer el inicio de los trabajos de reencarpetado de esas avenidas, el rescate de espacios públicos en la delegación Álvaro Obregón y de las barrancas por las cuales atraviesa la supervía, además de la presentación del plan de manejo del Parque La Loma, la cual es una área de valor ambiental.

No hay comentarios: