EL CAPITALINO

EL CAPITALINO
Visita nuestro nuevo sitio

jueves, 17 de junio de 2010

SOLO EXPENDARÁN EN ESCUELAS PRODUCTOS QUE SE APEGUEN A LOS LINEAMIENTOS

De ninguna manera hay un retroceso en el Acuerdo para la Venta de Alimentos y Bebidas en centros escolares del país, ya que sólo se expenderán productos que se apeguen a los lineamientos; incluso pueden ser botanas y pastelillos, siempre y cuando cumplan el criterio de densidad energética por debajo de lo establecido, aseguró el Secretario de Salud, José Ángel Córdova Villalobos.
En conferencia de prensa, después de inaugurar la XIV Reunión Ordinaria del Consejo Nacional de Salud (CNS), aclaró que la permisividad para la venta de los productos dependerá del tamaño de la porción y de la densidad energética, estableciendo primero un máximo de 450 calorías por cada 100 gramos.
Añadió que ese criterio se irá fortaleciendo hasta que dentro de dos años sólo se vendan productos con menos de 300 calorías por 100 gramos. De esta forma, se obliga a la industria a modificar la composición de los alimentos.
Después de su aprobación por la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (COFEMER), habrá una lista definitiva de los productos que podrán venderse, incluso botanas, y ello dependerá de su densidad energética, “no queremos que se satanice ningún alimento, no hay alimentos buenos o malos, excepto los que están contaminados, sino hábitos buenos o malos”, comentó.
Puntualizó que esta política de combate a la obesidad es una prioridad del Presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, que se complementará con información y educación hacia los niños, así como la actividad física.
Córdova Villalobos dio a conocer que sólo 20% de los alimentos que se venden en escuelas son industrializados, el resto son preparados, en donde también es necesario lograr un cambio en el modo de cocción, evitando las grasas saturadas y reduciendo al mínimo el colesterol, sal y azúcar.
Por otra parte, al inaugurar la XIV Reunión Ordinaria del CNS, señaló que ante las tendencias del crecimiento exponencial de las enfermedades crónicas no transmisibles, es fundamental asegurar la participación ciudadana en los asuntos que atañen a su salud, y para ello los responsables de cada entidad deben fomentar la creación de una nueva cultura de la salud en toda la línea de vida.
Ante el gobernador, Emilio González Márquez, precisó que las acciones muestran avances importantes, pero hay áreas que requieren mayor impulso, como la disminución de la mortalidad materna, que es un indicador de disparidades entre regiones, grupos sociales y países, así como de las diferencias en la calidad de la atención ante una emergencia obstétrica.
Indicó que el problema no es exclusivo de México, en la región mesoamericana cada año suceden 145 muertes maternas por cada 100 mil nacidos vivos.
En México, la mortalidad materna ha descendido en las últimas décadas: entre 1955 y 2007 se redujo 71.8%, al pasar de 197.4 a 55.6 defunciones por cada 100 mil nacidos vivos.
No obstante, aclaró el titular de Salud, se requiere un esfuerzo adicional, en ese sentido, exhortó a los titulares de cada estado, así como a los responsables de los programas a reforzar las acciones específicas, por ejemplo la promoción de la atención cruzada, mediante la cual la mujer embarazada con una urgencia obstétrica puede acudir a cualquier institución médica, sin importar que sea o no derechohabiente.
Finalmente, mencionó que el Consejo Nacional de Salud es un espacio de discusión, análisis y posicionamiento de las políticas de salud, además de tener la función de dar seguimiento al cumplimiento de los compromisos nacionales, a fin de avanzar en la mejoría de la atención.



No hay comentarios: