EL CAPITALINO

EL CAPITALINO
Visita nuestro nuevo sitio

sábado, 19 de junio de 2010

LLAMA INMUJERES-DF A ADOPTAR NUEVA FORMA DE EJERCER LA PATERNIDAD

Con un llamado a dejar atrás lo que tradicionalmente se enseña respecto a cómo debe ser un padre o jefe de familia y adoptar una nueva forma de ejercer la paternidad, el Instituto de las Mujeres de la Ciudad de México considera que es momento de avanzar en el rompimiento de paradigmas y estereotipos para alcanzar una nueva forma de ejercer esta responsabilidad.
La paternidad tradicional, indica, confunde la autoridad con el autoritarismo e infunde miedo y ausencia de confianza a sus hijos e hijas, pues se piensa erróneamente que al ser el principal proveedor económico, el papá “ocupa un lugar privilegiado dentro de la familia” por creer que por la función paterna de proveer económicamente se merece ese trato.
En lo que es un posicionamiento de la institución en relación al “Día del Padre”, sostiene que ejercer de esta forma la paternidad, ha traído consecuencias negativas como lo es el miedo que se transmite a las hijas e hijos y la inseguridad que tienen al ser lastimada su autoestima.
Considera que al interior de las familias se genera desigualdad entre sus integrantes porque “se enseña, se aprende y se reproduce la idea de que la palabra de los hombres adultos es siempre la predominante en los asuntos más importantes”, aún cuando no tienen la razón y de que los intereses de las mujeres valen menos que los de los hombres.
En cambio, la llamada paternidad responsable, sostiene el Inmujeres DF, es una manera diferente de vivir el ser padre, orientada a disfrutar y compartir las distintas responsabilidades que conlleva serlo, más allá del papel de proveedor económico y poder disfrutar plenamente la convivencia con sus hijas e hijos, de participar directa y estrechamente en su crianza y educación y de vivir una relación afectiva con ellas y ellos amorosa, respetuosa, sin violencias y sin autoritarismo.
Ante tal situación, la institución estima que también es momento de dejar atrás patrones que obligan a los hombres a demostrar su masculinidad mediante el autoritarismo, la violencia y el distanciamiento y que comiencen su propio proceso de reflexión hacia la búsqueda de su nueva forma de ejercer la paternidad.
Propone que para generar cambios en la forma de relacionarse con las hijas e hijos, los padres compartan con ellas y ellos actividades que les ayuden a reconocer sus derechos y exigir su respeto dentro y fuera del hogar sin importar su edad, sexo o forma de pensar.
Asimismo, que los padres procuren vivir mayores momentos afectivos con ellos y ellas, respetar sus cuerpos y enséñales la importancia de exigir que nadie toque su cuerpo sin su consentimiento; escucharles con atención y referirse a sus opiniones con respeto y comprensión.
“Es necesario borrar los prejuicios para poder entender que la lucha mundial de las mujeres por el reconocimiento de su plena igualdad, ha generado modificaciones importantes en la estructura familiar, social y en el mundo laboral lo que ha cuestionado el modo tradicional de comprender y ejercer el rol de la paternidad”, señala.
Por ello el Inmujeres DF convoca a todos los padres a tomarse el tiempo de buscar respuestas a esos cuestionamientos y valorar que existen otras formas de convivencia y que se puede transitar hacia una paternidad responsable basada entre otras cosas, en el afecto, en la cercanía con sus hijas e hijos, en la distribución equitativa del trabajo doméstico y en la democratización de la toma de decisiones.

No hay comentarios: