EL CAPITALINO

EL CAPITALINO
Visita nuestro nuevo sitio

jueves, 17 de junio de 2010

DARAN GDF E IP EMPLEO Y EDUCACIÓN A JÓVENES

Al poner en marcha el proyecto “Generación Jóvenes del Cambio” para dar oportunidades a jóvenes sin estudio ni trabajo, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard Casaubon, advirtió que si México continúa la desatención a su juventud, perderá gran parte de su riqueza y su futuro porque su población joven será cada vez menor frente al resto.
Ante cientos de partícipes de este programa, el mandatario capitalino consideró grave la existencia en el país de siete millones de personas de entre 15 y 25 años sin estudio ni trabajo porque evidentemente se les minimizan todas las oportunidades de sobrevivencia y, con ello, las oportunidades al país para salir adelante y progresar.
Consideró aún más lamentable que la mitad de los jóvenes del país estén sin lugar en la escuela cuando debieran estar en ella y que, además, se pase por alto ese hecho cuando debiera ser la principal preocupación de todos porque si no se corrigen ahora, después será difícil, pues la población de jóvenes irá a la baja.
El recurso más valioso de México –dijo– no es el petróleo, ni el uranio ni su infraestructura, sino su población joven de hoy y, sin embargo, se le niegan las oportunidades ahora y para cuando sea adulta.
Propuso, para dar respuesta y remediar esta situación, aplicar en todo el país políticas públicas semejantes a las de su gobierno en la Ciudad de México, como la entrega de becas a 230 mil estudiantes de preparatoria y licenciatura pues gracias a ello disminuyó la deserción y aumentó el aprovechamiento escolar.
Agradeció a personas, empresas y al Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Procuración de Justicia del Distrito Federal la iniciativa para aplicar el proyecto “Generación Jóvenes del Cambio” para abrir la puerta de las oportunidades a quienes se ha dado en llamar “ninis” –ni estudian ni trabajan– y aportar a la solución de este problema social.
Exhortó a los jóvenes a responder con el máximo esfuerzo y aprovechar esta oportunidad para poder desarrollarse y prosperar, a lo cual tienen derecho, en lugar dejarse llevar por la mentalidad del conformismo, el fracaso, la baja autoestima, la frustración y, con frecuencia, la violencia.
Confió en que este programa se amplíe con más empresas y más jóvenes e incluso se pueda aplicar a nivel nacional, pues siete millones de jóvenes sin empleo ni trabajo es una cifra mayor a la población de varias naciones o la de México cuando inició su Independencia, que está siendo excluida y discriminada; nadie tiene derecho a eso, menos quienes están en el gobierno o al frente de las empresas, dijo.
Anunció una segunda etapa de este proyecto en octubre, cuando será evaluado, y enalteció la iniciativa y mediación en el mismo del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Procuración de Justicia del Distrito Federal (CCSPyPJDF), cuyo presidente, Luis Wertman Zaslav, propuso a los jóvenes mejorar siempre como parte de su proyecto de vida.
Reconoció la participación de Elda Capetillo, presidenta de Construideas; Eduardo Solórzano, director General de Grupo Cibesool; Gustavo Gutiérrez, presidente de Grupo Arrachera México; Ingo Dadrikowsky, presidente de Estafeta Mexicana; Jorge Perelman, presidente de Acytex, Santiago Pereda, presidente de Anforama.
Humberto Morgan Colon, responsable del Programa de Educación e Integración Alternativa de la Secretaría de Educación del Distrito Federal, consideró este programa como otro ejemplo de la colaboración entre sociedad civil, iniciativa privada y Gobierno del Distrito Federal que tanto aprecia la ciudadanía porque aleja a sus muchachos del ocio, adicciones, embarazos no deseados y violencia.
Al momento –agregó– los ciudadanos han visto a sus jóvenes deteriorarse por los efectos de las crisis económica y moral de una sociedad incrédula de sus instituciones y de su propia gente, pero esos muchachos quieren una oportunidad para gritar que también son buenos mexicanos y pueden contribuir para salir juntos del bache en que otros metieron al país.
Este programa –continuó Morgan Colon– parte de la idea simple y elemental según la cual debemos unirnos para resolver de manera conjunta los grandes problemas del país.
A través de él, el Gobierno del Distrito Federal y la Secretaría de Educación, ofrece a sus muchachos opciones educativas, en tanto las empresas privadas, con intermediación y monitoreo del CCSPyPJ, les ofrecen alternativas laborales dignas, incluso si son menores de 18 años, previa anuencia de padres o tutores en este último caso.

No hay comentarios: